6 oct. 2015

"Otros reinos" de Richard Matheson



Alex White es un joven estadounidense que se alista en el ejército para luchar contra los alemanes en la Gran Guerra. En las trincheras coincide con Harold Lightfood, con el que rápidamente entabla amistad y conoce así la existencia de su idílico pueblo de origen, Gatford, situado al norte de Inglaterra.


Muchos soldados murieron en esas trincheras, siendo Harold uno de ellos. Una lluvia de granadas pone fin a su vida y Alex, que sólo resulta herido, decide recuperarse y continuar su vida en Gatford.


Gatford resulta ser tan idílico como lo describía Harold, un pueblo pastoral rodeado de hermosos bosques. El único problema que puede tener es tal vez un exceso de población: seres humanos normales y mortales conviven con brujas y hadas en una relación que de tan tirante puede romperse en cualquier momento.


Otros reinos no es a lo que nos tiene acostumbrados Richard Matheson, pero sin duda se nota en cada página la maestría del gran contador de historias. Si hay alguien a quien la presencia de hadas le echa para atrás que se olvide de sus prejuicios y que disfrute de este viaje, porque precisamente eso es Otros reinos, un viaje a esa estrecha frontera donde lo cotidiano y lo normal se mezcla con lo fantástico.  


Esta novela de Matheson encierra mucho en su interior. Ante todo nos encontramos con una historia de amor, y casi que tendría que escribir Amor con mayúscula ya que estamos hablando de una entrega absoluta, en un “dejo todo lo que soy, dejo mi vida y todo lo que conozco para estar contigo”. Como no podía ser de otra manera, no faltan trabas y peligros a los que tendrá que enfrentarse nuestro protagonista para estar con su enamorada, llegando incluso a poner en riesgo su vida. 


¿Pero es Otros reinos simplemente una novela de amor? Ni mucho menos. Matheson es capaz de intercalar escenas impregnadas de terror sin despeinarse. El idílico pueblo dejará de serlo cuando Alex empiece a recibir visitas espantosas en medio de la noche o sea perseguido por terribles criaturas  en medio del bosque, y es que esas leyendas que van de boca en boca en Gatford pobladas de hadas y de brujas son más reales de lo que le gustaría a Alex. 


Hasta podemos decir que Otros reinos encierra a un narrador cambiante, ya que en esta historia se intercalan un Alex White anciano, con una carrera como escritor bajo el pseudónimo de Arthur Black a sus espaldas, con el Alex joven que no encaja con un padre frío y autoritario y quien busca su propio destino enrolándose en el ejército. Como lectora sólo puedo decir que es una gozada cómo se nota el cambio de quien está narrando la historia: por un lado el descubrimiento del amor y del sexo, las inseguridades y las niñerías del Alex joven, por el otro la voz de la experiencia, del que ya ha pasado mucho en esta vida y recuerda lo que vivió… y lo que perdió, porque de pérdidas va también esta historia.


Otros reinos es una preciosa historia y representa otra manera de conocer al gran escritor que es Richard Matheson. Un regalo para los lectores con un envoltorio magnífico entre la portada de Daniel Expósito y las ilustraciones de Barb Hernández. Podéis encontrarlo en la web de la editorial Kelonia.


No hay comentarios:

Publicar un comentario

Gracias por tu comentario.