31 mar. 2014

Estoy leyendo El lobo estepario, de Hermann Hesse

Compruebo con asombro que  ha pasado más de un mes de mi última entrada. ¿De verdad ha pasado tan rápido? ¡Y mañana comenzamos Abril! Va a tener razón mi padre cuando dice que uno de los primeros síntomas de que te has hecho mayor es que el tiempo se te pasa volando.

Mucho tiene que ver con que no he parado. Estoy inmersa en un curso de Community Management por la Fundación UNED que se está zampando mi exiguo tiempo libre. Va a ser una paliza hasta que finalice en Junio, pero está mereciendo mucho la pena y sé que lo que aprenda lo acabaré aplicando a este blog. Quién sabe, a lo mejor hasta acabo ejerciendo de esta profesión que tanto me llama.

De leer no he parado, aunque sí es cierto que estoy eligiendo libros más finos de unas 300-400 páginas. Además sigo quitándome espinitas clavadas y ahora le toca a un peso pesado literario:

Lunes 31 de Marzo de 2014. Entre mis manos están "El lobo estepario" de  Hermann Hesse.

Encrucijada de todas las obsesiones e intuiciones de HERMANN HESSE (1887-1962) y exponente de su singular talento para el relato, EL LOBO ESTEPARIO se inscribe dentro del empeño, patente a lo largo de toda su obra, por iluminar la zona oscura de la condición humana a fin de poner al descubierto su carga trágica y su incierto destino. Ser solitario e incomunicado, extraño y extrañado, Harry Haller, protagonista de esta emblemática novela, ha acabado convirtiéndose en un arquetipo literario en el que se reconocen quienes padecen los devastadores efectos deshumanizadores de una sociedad insolidaria y atomizada.


Hasta la próxima entrada.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Gracias por tu comentario.