28 oct. 2013

Estoy leyendo Kraken, de China Mieville

Los lunes.... ese espantoso día al que nos enfrentamos semana tras semana. Es complicado enderezar un lunes, ¿verdad? Yo como mucho aspiro a minimizar los daños. Pero algo bueno tiene que tener y como estoy convencida de ello me he puesto en su búsqueda y captura. Tampoco he dado con la panacea, pero me he dado cuenta que si cruzo el comienzo de la semana con mi pasión por la lectura puedo dar con un resultado que haga el día más amable.
Y de esa idea tenemos esta entrada. El objetivo es describir con qué libro empiezo la semana y, por si lo acabo antes de que veamos el domingo, cuál es el que está después en la pila de lecturas. Comencemos:

Lunes 28 de Octubre de 2013. Entre mis manos está Kraken, del enorme China Mieville.
La semana pasada comencé esta novela de Mieville que lleva poquísimo publicada por La factoria de ideas. El comienzo no ha podido ser mejor: un calamar gigante ha desaparecido de su lugar en el museo de Historia Natural de una forma imposible, como si se hubiera evaporado. El conservador del museo y especialista en moluscos Billy Harrow es el primero es descubrir su desaparición y de repente se ve envuelto en una trama surrealista, con sectarios adoradores del kraken incluidos.

Por ahora no puede ser más Mieville. Se nota su particular estilo en cada línea escrita, así que como siempre hay que hacer con sus libros, me dejo llevar a ver hasta dónde llega esta historia.

El siguiente en la lista es todo un clásico de la ciencia ficción que ya he leído anteriormente dos veces y estoy segura que esta tercera vez me será tan fascinante como las anteriores. Además, a principios del mes que viene tendremos su adaptación cinematográfica por lo que quiero llevar su lectura reciente. 

La tierra sufre la amenaza de una raza de extraterrestres conocidos como los insectores. Para hacerles frente se necesita un nuevo concepto de estrategia militar, ¿y cuándo el ser humano es más imaginativo? cuando es un niño. Por lo que se empiezan a crear academias donde dar formación militar a los niños y entre todos ellos, Ender brillará con luz propia.

Una grandísima historia de Orson Scott Card. 



No hay comentarios:

Publicar un comentario

Gracias por tu comentario.